Feldenkrais todos los días! Liberando tensión en la mandíbula

Acostado sobre el suelo, observa los apoyos de la cabeza, la espalda, la pelvis, el peso de los brazos y las piernas. 

  • Gira la cabeza de lado a lado y presta atención a qué lado va más fácil y cómodo. Puedes dejar las piernas alargadas sobre el suelo o dobladas, apoyando las plantas de los pies.
  • Abre y cierra la boca con mucha suavidad, varias veces y observa cómo lo haces.
  • Con la lengua recorre toda la cavidad bucal, percibiendo la textura del paladar y los dientes. Explora. Descansa.
  • Deja la boca cerrada, permitiendo que los labios estén en contacto con suavidad y coloca la lengua entre el labio superior y el maxilar superior, como queriendo tocar  la nariz por el lado interno.
  • Simplemente quédate en esa posición todo el tiempo que sea agradable. Descansa.
  • Vuelve a la posición anterior y comienza a explorar con la lengua la encía, dientes y borde de los labios. Varias veces. Descansa.
  • Nuevamente coloca la lengua entre el labio superior y el maxilar superior y avanza con la lengua hacia la derecha un diente y vuelva al centro. Sólo hacia la derecha, siempre avanzando de a un diente y volver hasta completar toda la mitad derecha superior. Descansa.
  • Observa la cavidad bucal y presta atención.
  • Misma posición de la lengua, explora de la misma manera la mitad superior izquierda. Descansa.
  • Abre y cierra la boca. Cómo lo haces ahora?
  • Coloca la punta de la lengua entre el labio inferior y el maxilar inferior y realiza las exploraciones diente por diente en la mitad derecha inferior. Descansa.
  • Misma consigna en la mitad izquierda inferior. Descansa.
  • Abre la boca y desliza el maxilar inferior de lado a lado, sin cambiar el apoyo de la cabeza y observando cómo va en cada lado. Descansa.
  • Percibe la cavidad interna de la boca y cómo flota la lengua.
  • Abre la boca varias veces, con mucha suavidad.
  • Pasa la lengua por delante y por detrás, ambas direcciones diente por diente, en el maxilar superior, lado derecho. Descansa y compara los dos lados.
  • Misma consigna para el lado izquierdo.
  • Repetir en el maxilar inferior.
  • Abrir y cerrar la boca varias veces, con mucha suavidad.
  • Coloca la lengua entre el labio superior y el maxilar superior y dibuja círculos sobre los dientes yendo de lado a lado.
  • Cambia la dirección y repite los círculos.
  • Haz lo mismo sobre los dientes del maxilar inferior. Descansa.
  • Observa los cambios en los apoyos.

Gira la cabeza de lado a lado y presta atención con qué suavidad se mueve el cuello ahora, cómo así es el contacto que tienen ahora la espalda y los hombros sobre el suelo.

Puedes hacer también Feldenkrais todos los días! Cómo liberar tensión y dolor en el cuello y completar esta clase, con estos vídeos: Cómo relajar la mandíbula Cómo relajar la cara

Anuncios

3 Respuestas a “Feldenkrais todos los días! Liberando tensión en la mandíbula

  1. Pingback: Feldenkrais todos los días! Cómo liberar tensión y dolor en el cuello | ~ Feldenkrais® Barcelona ~·

  2. Exelente me parece ideal para relizarlo antes de dormir, para poder observar como amanecemos con la tension del maxilar.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s